Gestión de residuos: nuevos conceptos, nuevas normas y también cambios en nuestras responsabilidades

Gestión de residuos: nuevos conceptos, nuevas normas y también cambios en nuestras responsabilidades

gestion de residuos

La gestión de residuos es una herramienta clave en el camino hacia la economia circular, el futuro modelo económico que modificará nuestras pautas de producción y consumo. En este cambio, que nos aportará mejoras en la protección del medio ambiente y en la competitividad de las empresas, aparecen nuevos conceptos, nuevas normas y también ciertas modificaciones en nuestras responsabilidades respecto a la gestión de residuos.

 

La gestión de residuos en España todavía descansa, principalmente, en el vertedero. Rumbo a la implantación de modelos económicos circulares y de desarrollo sostenible, que se están impulsando en las políticas de la UE, para llegar a buen puerto se hace necesario introducir cambios en nuestras pautas de producción y consumo, y en la forma de gestionar nuestros residuos.

Un paso importante en esta dirección es el Anteproyecto de Ley de Residuos y Suelos Contaminados, en el que se revisa la normativa nacional vigente, con el objetivo de cumplir con las nuevas directrices de la UE en cuanto a la sostenibilidad, la protección del medio ambiente y la implantación de modelos económicos circulares. 

Asi, el Anteproyecto de Ley (APL) contempla la transposición de dos Directivas comunitarias: la  Directiva (UE) 2018/851 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 30 de mayo de 2018, por la que se modifica la Directiva 2008/98/CE sobre los residuos , y la  Directiva (UE) 2019/904, de 5 de junio de 2019, relativa a la reducción del impacto de determinados productos de plástico en el medio ambiente.

Uno de los principios básicos para el cambio en la gestión de nuestros residuos es una aplicación más rigurosa del principio de jerarquia, un principio que establece el siguiente orden de prioridad: la prevención de residuos, la preparación para la reutilización, el reciclado, otros tipos de valorización incluida la energética y por último la eliminación de los residuos. Una política de residuos que aplique rigurosamente el principio de jerarquía contribuirá a una mayor sostenibilidad, así como a la implantación de modelos económicos circulares.

Vamos a ver algunas de las novedades respecto a la gestión de residuos recogidas en el APL , que nos trae nuevos conceptos, nuevas normas y también algunos cambios en nuestras responsabilidades.

Objetivos concretos para la prevención de residuos

En este ámbito, el APL propone establecer programas de prevención de residuos, asi como de programas específicos de prevención de residuos alimentarios. Estos programas deberan ser revisados y evaluados, como mínimo cada seis años, para valorar si las medidas adoptadas son eficaces. Para ello, se deberan utilizar indicadores y objetivos cualitativos o cuantitativos adecuados, sobre todo respecto a la cantidad de residuos generados, a medio y largo plazo.

Cabe destacar la importancia que se da en la nueva normativa a incluir medidas para reducir la generación de residuos alimentarios en la producción primaria, en la transformación y la fabricación, en la venta minorista y otros tipos de distribución de alimentos, en restaurantes y servicios de comidas, así como en los hogares. Asimismo, se quiere fomentar la donación de alimentos y otros tipos de redistribución para consumo humano, priorizándolas frente a la alimentación animal y a la transformación en productos no alimenticios o en última instancia, ya como residuos, a la obtención de compost y digerido para su uso en agricultura.

Se hace también un especial hincapié en la reducción de envases, fomentando el uso de fuentes de agua potable y de envases reutilizables, especialmente en el sector de la hostelería y restauración.

Otras novedades del APL para la prevención de residuos son la prohibición de destrucción de excedentes no perecederos y la introducción de medidas para reducir el consumo de agua embotellada en envase de un solo uso.

Gestión de los plásticos

Los plásticos se consideran una de las áreas prioritarias de intervención, ya que su consumo mantiene una tendencia de crecimiento exponencial en la UE y sin embargo sólo se recicla menos de la cuarta parte del plástico recogido, y casi la mitad termina en vertederos.

En consecuencia, el Anteproyecto de Ley de Residuos y Suelos Contaminados, establece restricciones y medidas aplicables a los productos de plástico de un solo uso que más frecuentemente aparecen en las basuras marinas, y a todos los productos de plástico fragmentable. Entre estas medidas destacan la reducción, el marcado y el ecodiseño de los productos de plástico, así como la aplicación de instrumentos económicos, como la introducción de un nuevo impuesto sobre los envases de plástico no reutilizables.

Se introducen también medidas para la reducción del uso de artículos de plástico no compostable (artículos monodosis, anillas de plástico, palitos de plástico),  y a partir del 3 de julio de 2021 queda prohibida la introducción en el mercado de ciertos productos de plástico de un solo uso (recogidos en el anexo IV apartado B del ATL), cualquier producto fabricado con plástico oxodegradable y también el uso de cosméticos y detergentes que contengan microplásticos añadidos intencionadamente, teniendo en consideración las posibilidades que existen para su sustitución y alternativas existentes en el mercado. 

Medidas y objetivos en la gestión de residuos

La nueva normativa establece que se adopten las medidas necesarias para asegurar que los residuos se destinen a preparación para su reutilización, reciclado u otras operaciones de valorización. Para ello, los residuos se recogerán por separado y no se mezclarán con otros residuos u otros materiales con propiedades diferentes. Queda prohibida la incineración, con y sin valorización energética, y el depósito en vertedero de los residuos recogidos de forma separada.

Para facilitar el reciclado de alta calidad, se establece un calendario de recogida separada de, al menos, las siguientes fracciones de residuos de competencia local:

a) el papel, los metales, el plástico y el vidrio,
b) los biorresiduos de origen doméstico: antes del 31 de diciembre de 2021 para poblaciones con más de cinco mil habitantes, y antes del 31 de diciembre de 2023 para el resto. 
c) los residuos textiles: antes del 31 de diciembre de 2024,
d) los aceites de cocina usados: antes del 31 de diciembre de 2024,
e) los residuos domésticos peligrosos: antes del 31 de diciembre de 2024, 

En el caso de los residuos comerciales gestionados por vía privada o de los residuos industriales, será también obligatoria la recogida separada de los residuos mencionados anteriormente a partir del 31 de diciembre de 2021. Y, en el caso de biorresiduos comerciales e industriales, los productores deberán separarlos en origen conforme al siguiente calendario: a) Antes del 31 de diciembre de 2021 si generan más de 50 toneladas/año,  b) Antes del 31 de diciembre de 2022 si generan más de 25 toneladas/año y c) Antes de 31 de diciembre de 2023, el resto. 

Se incorporan además objetivos de preparación para la reutilización y reciclado comunitarios para los residuos municipales: 55% en 2025, 60% en 2030 y 65% en 2035.

Cumplir con nuestras responsabilidades medioambientales

La prevención y reducción del impacto de determinados productos de plástico en la salud humana y en el medio ambiente es una responsabilidad de todos. La aplicación de la nueva Ley de Residuos y Suelos Contaminados se espera que contribuya a la lucha contra el cambio climático y a la protección del medio marino, especialmente castigado por la contaminación con plásticos.

Contribuiremos así al cumplimiento de los objetivos 12, 13 y 14 de desarrollo sostenible, incluidos en la Agenda 2030 y participaremos en la transformación de la Unión Europea en una "sociedad del reciclado" con una economia circular competitiva y climáticamente neutra.

Fórmate on-line en nuestra AULA VIRTUAL

Si eres técnico/a  o responsable de residuos en empresas que generen residuos de tipo industrial o urbano y quieres conocer todas las novedades que afectaran al Sistema de Gestión de Residuos, fórmate.

A través de la nuestra AULA VIRTUAL puedes hacerlo on-line, en la próxima edición del Curso GESTIÓN DE RESIDUOS, el 29 de abril 2021, de 9:00 a 13:00h

gestion de residuos

Más información e inscripciones: 

 

 

 

Compartir notícia: 

Añadir nuevo comentario