Mascarillas respiratorias, ¿sabes cual es el uso de los diferentes tipos?

Mascarillas respiratorias, ¿sabes cual es el uso de los diferentes tipos?

covid-19

Las mascarillas son una de las principales protecciones frente al coronavirus para determinados sectores laborales, y a medida que avanza la pandemia, la recomendación de su uso generalizado en la población para frenar los contagios parece ir ganando peso.  Pero atención, no todas las mascarillas son iguales ni todas sirven para todo. El Ministerio de Industria lo explica en una serie de guías técnicas.

 

A raiz del la fuerte demanda actual de mascarillas de protección respiratoria, y del desabastecimiento existente en el mercado, el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo está impulsando la fabricación nacional de este tipo de productos, dando respuesta a propuestas procedentes de sectores industriales interesados en adaptar sus procesos productivos a la fabricación de equipos de protección. Dentro de este proceso, Industria ha elaborado una serie de guías técnicas sobre los diferentes tipos de mascarillas existentes y las especificaciones que deben cumplir.

Destacamos algunos aspectos de cuatro tipos de mascarillas que se están utilizando en relación al coronavirus: las que se usan como equipos de protección individual (EPI), las que se consideran Productos Sanitarios (PS), las duales y las higiénicas. Es importante tener claro las características y  limitaciones de cada una, para evitar falsas sensaciones de seguridad.

Para protegerse frente al COVID-19 utilizaremos las que protegen frente a agentes biológicos.

Mascarilla autofiltrante o media máscara filtrante contra partículas

Su finalidad es proteger a las personas que las llevan frente a la inhalación de sustancias peligrosas, como partículas/aerosoles sólidos y líquidos. Se clasifican como EPI y, por lo tanto, deben cumplir con el Reglamento (UE) 2016/425.

Las mascarillas autofiltrantes cubren nariz, boca y mentón, y deben garantizar un ajuste hermético con la cara del portador. Se componen principalmente de material filtrante y de un adaptador facial. Pueden tener válvula de exhalación o no (esta válvula permite que el aire exhalado salga directamente sin pasar por el material filtrante).

Se clasifican en función de su rendimiento: FFP1 (78% retención/ 22% fuga), FFP2 (92% retención/ 8% fuga), FFP3(98% retención/ 2% fuga) .

Pueden ser de un solo uso (NR) o reutilizables (R), en este último caso sólo se limpia y desinfecta el ajuste con la cara y no el material filtrante, que podría ver alterada su eficacia. No obstante, dada la crítica situación de necesidad,  en situaciones de desabastecimiento se puede considerar la posibilidad de la reutilización de equipos desinfectados por tiempo limitado. El INSHT ha publicado información sobre como puede afectar el proceso de desinfección sobre las mascarillas.

Para las mascarillas filtrantes de protección contra partículas existe una norma armonizada: la EN 149:2001+A1:2009 Dispositivos de protección respiratoria. Medias máscaras filtrantes de protección contra partículas. Requisitos, ensayos, marcado. Dentro del marco extraordinario y excepcional del estado de alarma, UNE ha puesto a disposición gratuita el acceso a una serie de normas identificadas como de especial relevancia de emergencia sanitaria en las circunstancias actuales, entre las que se encuentra la citada  UNE-EN 149:2001+A1:2010 

Mś información sobre mascarillas autofiltrantes en: https://www.mincotur.gob.es/es-es/covid-19/Paginas/guias-para-fabricacion-de-mascarillas-y-ropa-de-proteccion.aspx

Mascarilla quirúrgica

Las mascarillas quirúrgicas no se consideran EPIs sino productos sanitarios y, como tal, deben cumplir con los requisitos establecidos en el anexo I de la Directiva 93/42/CEE o, a partir de 26 de mayo de 2020 del Reglamento 2017/745 de Productos Sanitarios.

Su función es evitar la transmisión de agentes infecciosos al medio ambiente procedentes de la persona que lleva la mascarilla. Su tejido recoge las microgotas que podemos exhalar al respirar, pero es más difícil que retenga todas las partículas existentes en el ambiente cuando inhalamos, ya que no sella su perímetro. Por lo tanto, principalmente reduce el riesgo de que una persona portadora del virus lo propague en el ambiente, particularmente en la situación de pandemia.

Las mascarillas quirúrgicas deben cumplir la norma UNE-EN 14683:2019+AC:2019, que establece sus requisitos de funcionamiento. Según esta norma, se clasifican en dos tipos I y II de acuerdo a su eficacia de filtración bacteriana. El tipo II se divide a su vez dependiendo de si la mascarilla es resistente(R) o no a las salpicaduras. Este tipo de mascarillas son desechables y no deben ser reutilizadas.

Mascarilla de uso dual

Hemos visto que las mascarillas de protección individual y las mascarillas quirúrgicas tienen objetivos diferentes y deben cumplir con distintas disposiciones legislativas. Pero en determinados ámbitos es necesario abordar con una misma mascarilla un doble fin, es el caso de la mascarilla de uso dual.

Esta proporciona protección frente a bioaerosoles a la persona portadora y a la vez reduce la transmisión de agentes infecciosos de esta misma persona al ambiente. Debe cumplir tanto con las disposiciones legislativas de EPI como con las de PS.

Más información sobre mascarillas duales en: https://www.mincotur.gob.es/es-es/covid-19/Paginas/guias-para-fabricacion-de-mascarillas-y-ropa-de-proteccion.aspx

Mascarillas higiénicas

La mascarilla higiénica no es un Equipo de Protección Individual (EPI) ni tampoco un Producto Sanitario (PS). La mascarilla higiénica no sustituye a una mascarilla de protección (FFP2 o 3) ni tampoco a una mascarilla quirúrgica, dado que no garantiza la protección que ofrecen dichos productos.

El propósito de este producto es meramente higiénico. Esta mascarilla se considera una medida de higiene, como también lo es el lavado de manos,  al reducir la proyección o recepción en nariz y boca de saliva, secreciones y partículas respiratorias que pueden transmitir la enfermedad. Pero no se consideran protección frente a virus respiratorios y, en el ámbito laboral, no se debería promover su utilización. 

La mascarilla higiénica debe cubrir nariz, boca y mentón, y garantizar un ajuste adecuado con la cara para que no haya fugas. Más información: https://www.mincotur.gob.es/es-es/covid-19/Paginas/guias-para-fabricacion-de-mascarillas-y-ropa-de-proteccion.aspx

La materia prima utilizada debe ser un material filtrante adecuado.

Al no tratarse de un EPI ni de un producto sanitario, no necesita certificación ni se le puede poner marcado CE. No obstante, los potenciales usuarios deben ser conocedores de las características del producto que van a usar y de sus limitaciones.  Este producto no se puede vender por canal sanitario.

Para reducir los riesgos del uso de estas mascarillas se debe advertir que el uso es personal y que una vez usada se debe desechar, porque no es reutilizable.

 

Fuentes: Ministerio de Industria, Comercio y TurismoINSST 

 

Compartir notícia: 

Añadir nuevo comentario