Manipulación segura de masilla que contiene amianto

Manipulación segura de masilla que contiene amianto

amianto

Buena parte de las masillas utilizadas antes de la aparición de la silicona llevaban una adición de amianto, especialmente aquellas utilizadas para el sellado de cristales. El sector de la cristaleria en Alemania ha desarrollado un procedimiento seguro y económico para la manipulación de masilla con amianto en las tareas de extracción y eliminación de este material.

 

Por sus propiedades físico-químicas, como su resistencia mecánica o capacidad de aislamiento térmico, el amianto fue añadido durante décadas a materiales de uso industrial y para la construcción, hasta su prohibición en los años 90.

Entre estos materiales se encuentra la masilla utilizada para el acristalamiento de ventanas, techos, invernaderos, edificios indutriales, e incluso el vidrio aislante de las primeras ventanas con marcos de aluminio. Como consecuencia, algunas de las masillas aplicadas antes de 1994 pueden contener amianto y, aunque el riesgo de exposición se considera bajo, deben ser manipuladas con las medidas de seguridad adecuadas.

El gremio de vidrieros alemán Bundesinnungsverband des Glaserhandwerks, publicó el año pasado un documento que recoge medidas prácticas para la eliminación segura de masilla que contenga amianto para proteger la salud de los trabajadores y de los clientes de la industria del vidrio. Estas medidas son además proporcionales, en términos de costes y de uso de recursos y tiempo, a los riesgos involucrados.

El método ha sido reconocido en Alemania y adoptado por el gremio alemán como referente para formar y certificar a los profesionales del sector, y se ha establecido como procedimiento oficial dentro de la normativa alemana de prevención de riesgos laborales.

Procedimiento técnico 

Los principios claves del procedimiento técnico para eliminación de masilla que contiene asbesto son:

  • Usar Equipo de protección personal: traje de protección desechable de categoría III tipo 5/6, respirador con filtro P2 y guantes de trabajo.
  • Utilizar solamente herramientas manuales para retirar o cortar la masilla, nunca máquinas (fresadoras, etc)
  • La masilla se puede precalentar para aumentar la plasticidad. Sin embargo, las masillas a base de alquitrán y bitumen no deben calentarse.
  • El trabajo debe realizarse desde el exterior, al aire libre
  • Los objetos del área de trabajo que no son necesarios deben retirarse o cubrirse .
  • Humedecer y eliminar las fijaciones de los cristales
  • Humedecer la masilla y/o calentarla
  • Aflojar la masilla con las herramientas manuales;  cuchillo, cincel, espátula, etc., recoger las piezas más grandes y colocarlas en un contenidor de eliminación, los restos pequeños se aspiran con una Aspiradora de polvo clase H (según EN 60335-2-69 y IEC 60335-2-69 anexo AA)
  • Eliminar del mismo modo la masilla que quede en el vidrio o en los marcos de la ventana.
  • Aspirar o limpiar en húmedo las herramientas utilizadas, el área de trabajo y el material utilizado para cubrir el área de trabajo
  • Los desechos que contienen amianto o que están contaminados con amianto se clasifican como peligrosos y deben eliminarse de acuerdo a la normativa.

Otros aspectos importantes

El proyecto alemán ha trabajado también el aspecto de formación y certificación de los profesionales que realizan estas tareas, para potenciar el impacto positivo del procedimiento sobre la seguridad de los trabajadores que manipulan amianto en la industria del acristalamiento.

Y finalmente, se indica la necesidad de crear conciencia sobre la presencia de sustancias peligrosas, como el amianto, en los productos de acristalamiento.  Saber manejarlos de manera segura es beneficioso para la salud de los trabajadores de la industria y sus clientes.

 

Fuente: EU-OSHA

 

Compartir notícia: