Nuevo protocolo disminuye un 80% las infecciones nosocomiales

Nuevo protocolo disminuye un 80% las infecciones nosocomiales

staphylococcus aureusEl Hospital General de Valencia ha implantado, a través de un protocolo clínico, una nueva técnica diagnóstica que ha permitido disminuir la tasa de infección causada por el Staphylococcus aureus resistente a la meticilina (SARM) hasta un 80% y la tasa de mortalidad en más de un 30%.

 

 

Staphylococcus aureus resistente a la meticilina

El 60% de las infecciones asociadas a cuidados sanitarios estan causadas por la bacteria Staphylococcus aureus resistente a la meticilina (SARM). Estas infecciones comportan una mortalidad superior al 50% en el caso de pacientes críticos y una gran morbilidad, además de ser las que mayor gasto económico generan.

El SARM es un microorganismo que ha desarrollado una tasa muy alta de resistencia a la gran mayoría de antibióticos, así como un enorme potencial de patogenicidad. El número de infecciones relacionadas con SARM ha aumentado en todo el mundo en los últimos años.

staphylococcus aureus
Staphylococcus aureus, J.Haney Carr-CDC

El factor de riesgo más importante para que el paciente desarrolle una infección por SARM, es que sea portador de la bacteria. En determinadas condiciones, como el ingreso hospitalario, el riesgo de desarrollar esta infección es diez veces superior en los colonizados o portadores.

Asimismo, los pacientes colonizados por SARM tienen una elevada capacidad para transmitir el microorganismo a otras persona, por lo que es necesario establecer medidas dirigidas a disminuir la incidencia de las infecciones.

Nuevo protocolo de actuación

Especialistas del Hospital General de Valencia han diseñado e implantado con éxito un nuevo protocolo de actuación para la prevención y control de la infección por SARM, en la Unidad de Cuidados Críticos, en colaboración con el Servicio de Microbiología del Centro de Diagnóstico Biomédico.

Este protocolo, señala Juan Carlos Valía, jefe clínico de la Unidad de Cuidados Críticos, permite identificar con rapidez a los pacientes que pudieran estar colonizados o infectados por SARM que ingresan en la Unidad de Cuidados Críticos y cumplen una serie de parámetros clínicos.

La técnica diagnóstica utilizada, la PCR (Polymerase Chain Reaction) en tiempo real, presenta una alta fiabilidad con una sensibilidad del 96% y una especificidad del 93%. Además, los resultados se obtienen en menos de cuatro horas, siendo más rápido que otros procedimientos, como el cultivo bacteriológico.

Disminución de la mortalidad, la morbilidad y el gasto sanitario

Tras seis meses de implantación y seguimiento del protocolo y aplicación de la nueva tecnología en 63 pacientes los resultados han sido muy postivos. El 16% de los pacientes presentaron positivo a SAMR por PCR y se les pudo aplicar el tratamiento y las medidas preventivas necesarias antes de las primeras 12 horas en la Unidad de Cuidados Críticos.

Además de la disminución de la mortalidad y morbilidad en los pacientes, es importante destacar que la estancia hospitalaria de los mismos disminuyó 25 días en la planta de hospitalización convencional y 17 días en cuidados críticos, al tiempo que el ahorro de costes en el gasto farmacéutico superó los 160.000 euros, durante este periodo de seis meses.

Los resultados de este estudio han hecho que la aplicación de esta tecnología se extienda a otros servicios del hospital.

 

Fuente: Consorci Hospital General Sanitari de Valencia

Compartir notícia: