La dureza del agua influye en la eliminación de bacterias en el pollo

La dureza del agua influye en la eliminación de bacterias en el pollo

logo_usda.jpgReducir la dureza del agua podría aumentar su capacidad de eliminar bacterias, como Campylobacter o Staphylococcus, de la piel del pollo durante su procesamiento, según los resultados de investigaciones hechas por científicos del Agricultural Research Service (ARS) de EEUU. Las caracteristicas del agua de procesamiento usada en las instalaciones comerciales pueden tener un papel importante en la calidad de la carne de pollo producida.

El agua blanda elimina hasta 37% más bacterias

La dureza del agua varia entre los diferentes lugares geográficos y viene determinada por el grado  de

campylobacter.jpgImagen: Wikimedia Commons

concentración de minerales disueltos que contiene. El agua "dura" tiene mayor concentración de minerales, como calcio o magnesio, que pueden ser reducidos por métodos mecánicos o químicos.

Investigadores del ARS, principal agencia de investigaciones científicas del Departamento de Agricultura de EEUU, realizaron estudios para comparar la capacidad del agua con distintos grados de dureza de eliminar bacterias como Campylobacter, Staphylococcus y Pseudomonas de la piel de los pollos muertos.

Crearon disoluciones de agua con dureza alta, mediana y baja, con las que realizaron las pruebas. Después de cinco enjuagues con cada tipo de agua, el agua blanda eliminó hasta el 37 por ciento más de las bacterias de la piel del pollo, comparada con los otros dos tipos de agua.

El control de la dureza del agua mejora los procedimientos sanitarios

Las bacterias Campylobacter viven en el tracto intestinal de los pollos y pueden contaminar el pollo

pollitos2.jpgImagen: Wikimedia Commons

muerto durante el procesamiento.
Las bacterias Staphylococcus se encuentran típicamente en la piel de los pollos, y las bacterias Pseudomonas
son un tipo de bacteria de corrupción algunas veces encontrada en el agua usada en el procesamiento.

El control de la dureza del agua usada en las instalaciones comerciales de procesamiento es, según ARS, un factor más a tener en cuenta para optimizar la eliminación de bacterias.

El nivel de pH, las concentraciones de amoníaco, el nivel de contaminación microbiana, y la dureza del agua usada en los tanques de escaldadura, las lavadoras y los tanques de enfriamiento pueden influir en la capacidad de los procedimientos sanitarios de eliminar los microorganismos de los pollos durante el procesamiento.

Los resultados de estos estudios fueron publicados recientemente en la revista ‘International Journal of Poultry Science’ .

 

 

Fuente:USDA

Compartir notícia: