La aplicación de los criterios de disrupción endocrina en biocidas ya autorizados genera controversia

La aplicación de los criterios de disrupción endocrina en biocidas ya autorizados genera controversia

biocidas

El pasado 7 de junio se inició la aplicación, dentro de los procesos de autorización de biocidas, de los criterios de la UE para identificar si una sustancia biocida tiene impacto en nuestro sistema endocrino. No obstante, faltaba decidir qué hacer con las sustancias activas que ya están aprobadas. La decisión ha generado criticas, ya que, por el momento, tan sólo 3 de las 141 sustancias activas biocidas aprobadas se someterán a revisión anticipada.

 

Las Autoridades Competentes para Biocidas de la UE decidieron, el pasado mes de septiembre, cómo enfocaran la aplicación de los criterios para la identificación de sustancias químicas con capacidad de alteración endocrina, en el contexto de las sustancias activas biocidas ya aprobadas.

Después de varias reuniones anteriores, la decisión fue someter a una revisión anticipada sólo a aquellas que se considera probable que tengan propiedades de disrupción endocrina. Otro tipo de propuestas resultaron polémicas, ya que la Agencia Europea para Sustancias Químicas (ECHA) advirtió de una gran pérdida de recursos si todas las sustancias activas biocidas que ya están aprobadas deben ser reevaluadas para comprobar o descartar sus propiedades de alteración endocrina.

El resultado es que, de las 141 sustancias activas biocidas aprobadas para uno o más tipos de producto, tan solo 3 se someterán a una revisión anticipada de sus propiedades de alteración endocrina. Las escogidas son: yodo (para TP3,4,8 y 22), yoduro de polivinilpirrolidona (para TP3,4,8 y 22), y zineb (para TP21).

Criterios de selección

La decisión se ha tomado a partir de un estudio de detección realizado en 2016, en el que basándose en las evidencias disponibles y sin realizar nuevos estudios, se revisaron 98 sustancias activas biocidas y se identificaron, según diversos criterios, un grupo de sustancias activas biocidas como posibles disruptores endocrinos (DE). 

biocidas
biocidas

Con la aplicación de los criterios definitivos de la CE, que entraron en vigor el pasado junio, la lista de sustancias biocidas identificadas como potenciales disruptores endocrinos y publicada en el informe de la CE que recoge las decisiones tomadas el pasado septiembre es la siguiente:

biocidas
biocidas

De estas 8 sustancias, se ha decidido someter a una revisión anticipada sólo a las tres citadas. El motivo es que el proceso de generación de datos, su análisis y evaluación, y la toma de la decisión para autorizar la renovación puede durar entre 2 y 4 años. Por lo que la CE considera que para las combinaciones de sustancia activa/tipo de producto para las cuales la aprobación expira antes de finales de 2020, o aquellas para las que se ha de solicitar la renovación antes de finales de 2020, no existe un valor añadido al activar una revisión anticipada en comparación con la renovación programada.

En el caso de las tres escogidas, la aprobación es válida hasta 2025 para el yodo y el yoduro de polivinilpirrolidona, y hasta 2026 para el zineb.

Además, algunas de estas sustancias se utilizan también como fitosanitarios (PPP) y se someteran, de acuerdo al Reglamento 1107/2009, a la aplicación de los criterios de disrupción endocrina. De modo que la información obtenida en estos procesos será tenida en cuenta dentro del ámbito de los biocidas, en el caso de que la evaluación como fitosanitarios se realice con anterioridad.

Criticas 

La propuesta ha tenido críticas por parte de las autoridades competentes francesas y de dos ONG's, PAN Germany y WECF, que cuestionan la selección de sustancias realizada y el limitado alcance de la revisión. A lo que la CE ha respuesto que sólo ha tenido en cuenta las sustancias detectadas como potenciales DE bajo los criterios que utilizan la definición de disruptor endocrino de la OMS, que son los que coinciden con los criterios decididos por la CE.

Es una preocupación clave para estos grupos que se generen datos sobre las propiedades de alteración endocrina para todos los productos y sustancias biocidas existentes en el mercado, ya que los criterios de DE se aplican desde el 7 de junio de 2018 y, por lo tanto, todos los biocidas para los cuales se presentaron solicitudes antes de esta fecha no están cubiertos.

 

Fuente: Chemical Watch

 

 

Compartir notícia: